CERTAMEN LITERARIO/5º PREMIO/ SABABAMI/FLORA HANDSMANN

RETAZOS DE AMOR EN RECUERDOS Autora Sra. Flora Hndsmann

Una tarde cualquiera… primavera… Villa del Parque; en mi barrio los árboles de paraíso

derraman su perfume… perfumes parecidos a los de mi infancia. ”Mis olores de

primavera”, allí en mi Carlos Casares natal. De pronto aparecen los recuerdos: tardecitas

calurosas… mezcla de perfumes de aromos, paraísos, fresias.. ¡el jardín de la Bobe!…

sus erguidas calas, los canteros de diversas formas moldeados entre ladrillos de barro

enterrados en la tierra fértil. ¿Me ayudas a regar?… y allí las dos, cada una con un balde,

derramábamos entre las plantas el agua, que hacía aumentar el olor especial a tierra

La casa de la Bobe!!! La puerta de calle… madera marrón, sin cerrojo; empujándola,

permitía la entrada al fresco pasillo de baldosas rojas… hacia la derecha, el comedor y a

la izquierda el enrejado de verdes maderas, donde se trepaba la parra, dejando colgar sus

Al fondo, la cocina… ¡el mundo chiquito de la Bobe!… la cocina de hierro negro, donde a

leña y con paciencia, cocinaba las cosas ricas que a todos gustaban.

La mesa en el centro, de madera tosca, sin lustre, rodeada por las sillas. Sobre ella

podías, según los días, sorprenderla haciendo con su magia, los “lokshn” (fideos)… la

masa se elevaba en el aire… la recogía entre los puños y la estiraba, la estiraba… cuando

estaba finita, la arrollaba y cortaba…. ¡aparecían los lokshn!

Dejándola secar, hacía distintas comidas… ¿Y los que sobran? Ah!! esos, se trans

formaban en nuestra macilla de entonces, para hacer distintas figuras; otros en el “kiguel”,

(budín), con pasas y dulce de membrillo, que era la delicia de todos.

Otra tarde, llegabas y la Bobe estaba remendando las medias de zeide… La calabaza

dentro del zoquete hacía el agujero redondo… ¡remiendo mágico! Entretejer la lana y el

agujero… ¡desaparece! La ventana de la cocina, su cortina al crochet donde flores y

ángeles se mezclan en el diseño ¡Otra obra de arte de la Bobe!

Al fondo un marco enorme con fotos color sepia, donde podía reconocer algunos

familiares y otras personas desconocidas, con largas barbas y señoras de oscuros

vestidos, con cuellos blancos. ¡Las fotos de los recuerdos!

Viernes… viernes por la tarde, frente a las velas, la Bobe murmura sus rezos, nadie la

molesta. Después vendrá el juego… ”el blonch”, (dominó). Ella se deja ganar para

premiarnos entonces con algo de su creación: pletzalej, turtalej, kiguel o simplemente, un

Recuerdo también otras comidas…knishes, barenikes (nada que ver con los que yo

hago), puré de papas con gribalej, (chicharron), de piel de pollo y mucha cebolla frita…

¡nunca más el idishe “tam”, (sabor), de esas comidas!

Retazos de recuerdos que afloran con solo percibir el perfume de los árboles de mi barrio.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s